Sin duda los Dioses aztecas se imponían, como lo vas a ver en esta bonita imagen de Quetzalcoatl serpiente emplumada  y al fondo las enormes pirámides que construyeron los aztecas, así como su extensa vegetación, esos enormes arboles que las cubrían como cuidándolas para que no las profanaran